Hay mucho predicador y poco maestro



a un lado los discursos elaborados y floridos y hablad al pueblo lisa y llanamente sobre las eternas verdades de la fe y las enseñanzas del Evangelio. Pensad en el bien de las almas antes que en la impresión que os proponéis causarles. El pueblo ansía la verdad; dadle lo necesario para la salud de su alma, que éste es el deber principal de un sacerdote

San Pío X: El Papa Sarto, un papa santo. F.A. Forbes

Publicado por paquetecuete

Cristiano Católico Apostólico y Romano

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: