Día: 27 febrero, 2019

Imposición de manos


El rito esencial del sacramento del Orden está constituido, para los tres grados, por la imposición de manos del obispo sobre la cabeza del ordenando, así como por una oración consecratoria específica que pide a Dios la efusión del Espíritu Santo y de sus dones apropiados al ministerio para el cual el candidato es ordenado (cf Pío XII, Const. ap. Sacramentum Ordinis, DS 3858) 

Oración

Repaso los días antiguos, recuerdo los años remotos; de noche medito en mi interior.  Y exclamo. Dios mío, ten misericordia de mí 

Evangelio

Aleluya, aleluya, aleluya.

Yo soy el camino y la verdad y la vida —dice el Señor—;

nadie va al Padre, sino por mí.

Aleluya, aleluya, aleluya.


EVANGELIO

Mc 9, 38-40.


El que no está contra nosotros está a favor nuestro.


Lectura del santo Evangelio según san Marcos


EN aquel tiempo, Juan dijo a Jesús:

    «Maestro, hemos visto a uno que echaba demonios en tu nombre, y se lo hemos querido impedir, porque no viene con nosotros».

Jesús respondió:

    «No se lo impidáis, porque quien hace un milagro en mi nombre no puede luego hablar mal de mí. El que no está contra nosotros está a favor nuestro».


Palabra del Señor