Categoría: Francia

Nuestra Señora de las Victorias

Basílica de Nuestra Señora de las Victorias, París Francia
Por aquí pasó Santa Teresa de Lisieux, camino en búsqueda del papa para el ingreso a la comunidad religiosa del carmelo a temprana edad

Grupos de oración


o “escuelas de oración”, son hoy uno de los signos y uno de los acicates de la renovación de la oración en la Iglesia, a condición de beber en las auténticas fuentes de la oración cristiana. La salvaguarda de la comunión es señal de la verdadera oración en la Iglesia

La formación cristiana



los Cristianos tenemos el deber de formarnos y conocer a fondo nuestra fe, pues como nos lo dijo nuestro primer Papa, el apóstol San Pedro: estad “siempre dispuestos a dar respuesta a todo el que os pida razón de vuestra esperanza” (1 Pe 3,15)

Nuestra señora de Lourdes




En Tarbes (Francia), a Bernardette Soubirous, de 14 años de edad. Según declaraciones de la niña, la Virgen iba vestida de blanco, con una banda azul en la cintura y una rosa sobre cada pie. Llevaba en sus manos un rosario y pasaba las cuentas a la vez Bernadette lo rezaba.
La Virgen pidió a la niña que recomendara la oración y la penitencia. Le dijo también que se dirigiera a los sacerdotes del pueblo y les pidiera en su nombre que edificaran allí una capilla. Y, atendiendo a las indicaciones de la Virgen escarbó Bernadette en el suelo hasta encontrar una vena de agua, con cuyo uso comenzaron a florecer los milagros. Por fin, la Señora declaró a la vidente su identidad: yo soy la Inmaculada Concepción. El Obispo de Tarbes examinó el asunto con toda prudencia y discreción, llegando a la conclusión de que era verdad que la Virgen Inmaculada se había aparecido en la gruta de Massabielle. Se construyó la capilla y miles de peregrinos desde entonces no dejan de acudir a la gruta Lourdes. Los presuntos milagros han sido estudiados médica y teológicamente y unos setenta han sido aprobados como verídicos.

Bernardita realiza sus votos perpetuos en 1878 y, tras una dolorosa enfermedad, murió poco después, el 16 de abril de 1879. Fue canonizada por el papa Pío XI el 8 de diciembre de 1933.