Unción de los enfermos

No obstante, la Iglesia apostólica tuvo un rito propio en favor de los enfermos, atestiguado por Santiago: “Está enfermo alguno de vosotros? Llame a los presbíteros de la Iglesia, que oren sobre él y le unjan con óleo en el nombre del Señor. Y la oración de la fe salvará al enfermo, y el SeñorSigue leyendo “Unción de los enfermos”

Evangelio

Aleluya, aleluya, aleluya. El Verbo se hizo carne y habitó entre nosotros; a cuantos lo recibieron, les dio poder de ser hijos de Dios. Aleluya, aleluya, aleluya. EVANGELIO Jn 1,1-18. El Verbo se hizo carne. Comienzo del santo evangelio según san Juan. EN el principio existía el Verbo, y el Verbo estaba junto a Dios,Sigue leyendo “Evangelio”

Sanad a los enfermos

“¡Sanad a los enfermos!” (Mt 10,8). La Iglesia ha recibido esta tarea del Señor e intenta realizarla tanto mediante los cuidados que proporciona a los enfermos, como por la oración de intercesión con la que los acompaña. Cree en la presencia vivificante de Cristo, médico de las almas y de los cuerpos. Esta presencia actúaSigue leyendo “Sanad a los enfermos”

Oración

Dios, Padre nuestro, que has propuesto a la Sagrada Familia como maravilloso ejemplo a los ojos de tu pueblo, concédenos, te rogamos, que, imitando sus virtudes domésticas y su unión en el amor, lleguemos a gozar de los premios eternos en el hogar del cielo. Por nuestro Señor Jesucristo

Evangelio

Aleluya, aleluya, aleluya. Que la paz de Cristo actúe de árbitro en vuestro corazón; la palabra de Cristo habite entre vosotros en toda su riqueza. Aleluya, aleluya, aleluya. EVANGELIO Lucas 2, 41‑52. Los padres de Jesús lo encuentran en medio de los maestros. Lectura del santo evangelio según san Lucas. LOS padres de Jesús solíanSigue leyendo “Evangelio”

Valor salvífico del sufrimiento

El Espíritu Santo da a algunos un carisma especial de curación (cf 1 Co 12,9.28.30) para manifestar la fuerza de la gracia del Resucitado. Sin embargo, ni siquiera las oraciones más fervorosas obtienen la curación de todas las enfermedades. Así san Pablo aprende del Señor que “mi gracia te basta, que mi fuerza se muestraSigue leyendo “Valor salvífico del sufrimiento”

Evangelio

Aleluya, aleluya, aleluya. Luz para alumbrar a las naciones y gloria de tu pueblo Israel. Aleluya, aleluya, aleluya. EVANGELIO Lc 2,22-35. Luz para alumbrar a las naciones. Lectura del santo Evangelio según San Lucas. CUANDO se cumplieron los días de la purificación, según la ley de Moisés, los padres de Jesús lo llevaron a JerusalénSigue leyendo “Evangelio”

Unción de los enfermos

El Señor resucitado renueva este envío (“En mi nombre […] impondrán las manos sobre los enfermos y se pondrán bien”, Mc 16,17-18) y lo confirma con los signos que la Iglesia realiza invocando su nombre (cf. Hch 9,34; 14,3). Estos signos manifiestan de una manera especial que Jesús es verdaderamente “Dios que salva” (cf MtSigue leyendo “Unción de los enfermos”