Tan grande

Algunas personas no querrán hacer esto porque es una situación de vulnerabilidad y pequeñez. Podemos decir que de alguna manera—no en el sentido humano— ¿Dios es vulnerable? Su “divina vulnerabilidad” es inesperada, pero una forma de amor. Eso es correcto. Como dijimos anteriormente, el modo en el que se presenta en la Eucaristía es vulnerable,Sigue leyendo “Tan grande”

Causas de la pereza espiritual

Dos causas principales contribuyen a su desarrollo: una alimentación espiritual deficiente, y la invasión de algún germen dañino. Alimentación espiritual deficiente: Para vivir y crecer en la vida, nuestra alma necesita de una buena alimentación espiritual; pero el pasto del alma son los diversos ejercicios espirituales, como meditaciones, lecturas, oraciones, exámenes, el cumplimiento de lasSigue leyendo “Causas de la pereza espiritual”

Ángeles y la estrella

Evangelio según san Mateo, 2:1-2 Cuando hubo nacido Jesús en Belén de Judá en tiempo de Herodes el Rey, he aquí unos Magos vinieron del Oriente a Jerusalén diciendo: “¿Dónde está el rey de los judíos que ha nacido? porque vimos su estrella en el oriente, y venimos a adorarle”. (vv. 1-2) Con razón unSigue leyendo “Ángeles y la estrella”

Estrella de Belén

Evangelio según san Mateo, 2: 1- 2 Cuando hubo nacido Jesús en Belén de Judá en tiempo de Herodes el Rey, he aquí unos Magos vinieron del Oriente a Jerusalén diciendo: “¿ Dónde está el rey de los judíos que ha nacido? porque vimos su estrella en el oriente, y venimos a adorarle”. (vv. 1-Sigue leyendo “Estrella de Belén”

Santo Sacrificio de la Misa

La iglesia Católica no puede hacer nada que sea más santo, mejor dicho, nada más digno de Dios ni más agradable a María, a los ángeles y santos, ni más provechoso a los justos y pecadores, ni más saludable a las almas del Purgatorio que ofrecer la Santa Misa Marchant Explicación de la Santa MisaSigue leyendo “Santo Sacrificio de la Misa”

Perdónalos porque no saben lo que hacen

Sabemos que, una vez venido Cristo, sin Cruz no hay redención. En el proceso jurídico de Cristo se pueden y se deben diferenciar bien los diversos planos de responsabilidad. Una cosa es la causa final y teológica de la pasión de Jesús (la salvación de la humanidad a causa del pecado) y otra la causaSigue leyendo “Perdónalos porque no saben lo que hacen”

os améis unos a otros igual que yo os he amado

Este año, Madre querida, Dios me ha concedido la gracia de comprender lo que es la caridad. Es cierto que también antes la comprendía, pero de manera imperfecta. No había profundizado en estas palabras de Jesús: El Segundo mandamiento es semejante al primero: Amarás a tu prójimo como a ti mismo Yo me dedicaba sobreSigue leyendo “os améis unos a otros igual que yo os he amado”

Esto es lo que ocurre cuando celebramos la Eucaristía

La Nueva Jerusalén baja desde los cielos; y Dios y sus ángeles nos elevan hacia la vida divina. Cuando vamos a Misa, nos reunimos en la asamblea o Iglesia del sacerdote-rey, que es un rey eterno como David y un sacerdote eterno como Melquisedec. El rey de Salem, el rey de la paz, reina dondeSigue leyendo “Esto es lo que ocurre cuando celebramos la Eucaristía”

Venga a nosotros tu Reino

En el Nuevo Testamento, la palabra basileia se puede traducir por realeza (nombre abstracto), reino (nombre concreto) o reinado (de reinar, nombre de acción). El Reino de Dios es para nosotros lo más importante. Se aproxima en el Verbo encarnado, se anuncia a través de todo el Evangelio, llega en la muerte y la ResurrecciónSigue leyendo “Venga a nosotros tu Reino”

La Última Cena y el Reino de Dios

En la última cena, Jesús no entrega a otros su reino. Porque continúa refiriéndose a él como “mi Reino”. Los apóstoles no le sustituyen en ningún modo, aunque puedan compartir su reinado y su sacerdocio. El verdadero propósito de la nueva alianza, dice Jesús, es admitir a los discípulos “a comer y beber a miSigue leyendo “La Última Cena y el Reino de Dios”