Cilicio

Evangelio según san Mateo, 3: 4- 4 El mismo San Juan tenía vestido de pelos de camello, y un ceñidor de piel rodeaba su cintura. Su alimento era de langostas y de miel silvestre. (v. 4) A los siervos del Señor no conviene tener el vestido de lujo, ni usarlo para complacencia de la carne,Sigue leyendo «Cilicio»

San Juan Bautista

Evangelio según san Mateo, 3: 4- 4 El mismo San Juan tenía vestido de pelos de camello, y un ceñidor de piel rodeaba su cintura. Su alimento era de langostas y de miel silvestre. (v. 4) Tenía el vestido de pelo de camello, no de lana, porque el primero es señal de penitencia austera, mientrasSigue leyendo «San Juan Bautista»

A los jóvenes

Excelencia, en medio de la presente crisis, ¿cómo debería evangelizar la Iglesia a todos esos jóvenes que han estado inmersos, durante la mayor parte de sus vidas, en este oleaje de secularización y cuyas mentes han sido conformadas a la era actual? Debemos mostrarles la belleza de la verdad. La belleza es atractiva, toda bellezaSigue leyendo «A los jóvenes»

VENGA TU REINO

Si, como dice nuestro Señor y Salvador, el reino de Dios no ha de venir espectacularmente, ni dirán: «Vedlo aquí o vedlo allí», sino que el reino de Dios está dentro de nosotros, pues cerca está la palabra, en nuestra boca y en nuestro corazón, sin duda cuando pedimos que venga el reino de DiosSigue leyendo «VENGA TU REINO»

Penitencia

Evangelio según san Mateo, 3: 1- 3 Y en aquellos días vino Juan el Bautista predicando en el desierto de la Judea, y diciendo: «Haced penitencia, porque se ha acercado el reino de los cielos». Pues éste es de quien habló el Profeta Isaías diciendo: Voz del que clama en el desierto. Aparejad el caminoSigue leyendo «Penitencia»

Sacar un bien de un mal

santo Tomás Moro, poco antes de su martirio, consuela a su hija: “Nada puede pasarme que Dios no quiera. Y todo lo que Él quiere, por muy malo que nos parezca, es en realidad lo mejor” (Carta de prisión; cf. Liturgia de las Horas, III, Oficio de lectura 22 de junio).

Sacar un bien de un mal

Así, con el tiempo, se puede descubrir que Dios, en su providencia todopoderosa, puede sacar un bien de las consecuencias de un mal, incluso moral, causado por sus criaturas: “No fuisteis vosotros, dice José a sus hermanos, los que me enviasteis acá, sino Dios […] aunque vosotros pensasteis hacerme daño, Dios lo pensó para bien,Sigue leyendo «Sacar un bien de un mal»

Errores de la Teología de la Liberación

En esta concepción, la lucha de clases es el motor de la historia. La historia llega a ser así una noción central. Se afirmará que Dios se hace historia. Se añadirá que no hay más que una sola historia, en la cual no hay que distinguir ya entre historia de la salvación e historia profana.Sigue leyendo «Errores de la Teología de la Liberación»

La verdadera alegría y satisfacción debe buscarse sólo en Dios

Aunque lograras poseer todos los bienes de la tierra, ni aún así serías feliz ni te sentirías plenamente realizado, porque tu felicidad y tu gozo pleno están en Dios que te ha formado y que es el creador de todo lo que existe Pero la verdadera felicidad no es como la imaginan los engañados seguidoresSigue leyendo «La verdadera alegría y satisfacción debe buscarse sólo en Dios»

Despedaza todo cuanto encuentra

Evangelio según san Mateo, 2: 16- 16 Entonces Herodes, cuando vio que había sido burlado por los Magos, se irritó mucho, y enviando hizo matar todos los niños que había en Belén y en toda su comarca de dos años y abajo, conforme al tiempo, que había averiguado de los Magos. (v. 16) Después queSigue leyendo «Despedaza todo cuanto encuentra»